Protocolo Misas durante Pandemia

 

El número de participantes en la Misa no debe exceder a diez (10) personas, solo se realiza una misa a nivel parroquial los domingos.


Las personas del equipo junto al sacerdote quien es el presidente de la celebración, son cuatro (4) todos necesarios para el desarrollo de la liturgia: guía, coro y transmisión en directo. 
TODOS LOS FIELES que participan deberán cumplir con la normativa sanitaria: uso de mascarilla, lavado de manos, dispensador de alcohol gel, distancia física al interior y exterior del templo, entre otros.


Al momento de celebrar la Eucaristía el templo debe permanecer cerrado. (Obviamente, si se trata de un templo grande, buena ventilación). Si es una capilla pequeña no se debe cerrar, pero, en ese caso debe haber una persona que cuide el acceso, para que no exceda lo permitido, diez (10) personas.
Se solicita promover la participación de la Santa Misa, por un medio de comunicación social o redes sociales, 
NO DEBEN ASISTIR personas mayores o enfermas.


El dispensador de agua bendita continuará vacía, no se usa por ningún motivo, (clausúrela es fuente de contagio).
CUANDO HAGA ASEO en la Capilla, respete la distancia de seguridad, use siempre mascarilla y utilice esta normativa. Una persona (solo una) con el debido cuidado, abre y cierra las puertas del templo para que ninguno toque las manillas de las puertas u otros objeto.
A la hora de comulgar y/o a la salida del templo al finalizar, 
se debe respetar la distancia de seguridad, salir de a dos y no se mueva de su asiento.


No habrá hoja de cantos, no distribuya papel alguno de oraciones o con las lecturas o cualquier otro objeto o papel.
El 
canasto para la limosna (NO USE BOLSA) no se pasará durante presentación de las ofrendas, sino que se ofrecerá a la salida de la misa, siguiendo los criterios de seguridad señalados, no cuente el dinero inmediatamente, use alcohol primero e igualmente usar alcohol antes y después de la Misa, para manipular el cáliz, la patena y los copones, estarán cubiertos con la “palia”
No hay saludo de la paz, se podrá sustituir por un gesto evitando el contacto directo. Establecer la salida del templo en forma ordenada evitando agrupaciones de personas en la puerta, no se quede a conversar, menos a saludar.


La celebración del Sacramento de la reconciliación y los momentos de escucha de los fieles: además de las medidas generales, se ha de escoger un espacio amplio, mantener la distancia social asegurando la confidencialidad. Tanto al fiel como el confesor deberán llevar mascarilla. Al terminar, se aconseja reiterar la higiene de manos y la limpieza de las superficies.


FIESTAS RELIGIOSAS no está permitida. Se dará aviso oficial cuando se pueda convocar a los fieles para estas celebraciones.
Las reuniones en TODA dependencia parroquial siguen suspendidas por la autoridad sanitaria. La Catequesis u otras reuniones solo vía online o wsp.

Dentro de las 10 personas, se debe considerar al sacerdote, coordinadora parroquial, y persona a cargo de transmitir (Ya está designado)